Para hablar de la cumbia mexicana tenemos que saber su origen.

La palabra «cumbia» tiene como raíz un vocablo africano, el «Cumbe«, que significa Jolgorio, Fiesta, Danza o baile, empleado por los habitantes de la Guinea Ecuatorial en el continente Africano. También se dice que proviene de «Cumbague» que era el cacique indígena Pocabuyano, que era belicoso, audaz y un excelente bebedor de chicha. De ahí que sea un ritmo alegre, divertido y con un espíritu festivo.

Siguenos en Spotify

Con espíritu de festivo

Como surge

La cumbia surge en costas del caribe Colombiano, siendo la fusión cultural entre los indígenas nativos, esclavos africanos y españoles, lo que diera a este ritmo la sensualidad para un baile cadencioso.

En la década de los años 40s cuando se empieza a expandir, llega a México Luis Carlos Meyer, encontrando que predominaban los ritmos cubanos como el «son montuno», «el guaguancó», «el mambo» entre otros.

Luis Carlos Meyer

La Fusión

Luis Carlos Meyer conoce a Rafael de Paz​ músico chiapaneco que le brindó soporte orquestal, y junto con Tony Camargo intérprete de música cubana comenzaran a grabar.

Para entrar en el gusto del publico tuvieron que ingresar metales diversos fusionando las trompetas de la música cubana; dando inicio a lo que se conocería como «Cumbia Mexicana».

Nery Pedraza
Los metales en la cumbia mexicana

Consolidación de la cumbia mexicana

Fue tan diferente a la cumbia colombiana, que fue encasillada con la música cubana y se le llamó «Música Tropical».

La mexicana Carmen Rivero consolida este nuevo ritmo introduciendo timbaletas, güiro y un set de trompetas altas.

Este estilo crea un punto entre lo hecho en Colombia y lo que se hizo tiempo después en México para darle un camino propio en la actualidad con grupos de la talla de. La Sonora Dinamita, Nery Pedraza y los Guaraperos de la Cumbia, Celso Piña y su Ronda Bogotá, Cañaveral, Los Yaguarú de Ángel Venegas, y Los Ángeles Azules entre otros, este ultimo fusionando la cumbia con el Rock.

Los Ángeles Azules y Natalia Lafourcade

La Conclusión

Lo cierto es que la cumbia sea de donde sea, es sinónimo de alegría, jolgorio y baile.

Recuerda seguirnos en Twitter, Facebook, Instagram y YouTube

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here